tisdag 4 augusti 2015

[Video] Fiscalía utilizó material periodístico para acusar al comunicador social Sergio Segura

El comunicador social Sergio Segura.




[Video] Fiscalía utilizó material periodístico para acusar al comunicador social Sergio Segura

Por Dick Emanuelsson, ANNCOL. 

Video: Canal Capital.

Reporteros sin Fronteras rechaza montaje judicial contra Sergio Segura de Colombia Informa en el siguiente video:
https://youtu.be/2rPhhLvfHm4

El caso del juicio contra ANNCOL

TEGUCIGALPA / 2015-08-04 / No es una nueva modalidad de utilizar y aprovechar el infinito mar de fuentes que constituye internet. La inteligencia militar y su “Departamento E5”, donde trabajan periodistas colombianos que vendieron su alma profesional, están pegados 24 horas de día a la pantalla para rastrear y descargar todo lo que puede ser interpretado como “actividad subversiva”. “E5” no solo es una unidad de la inteligencia militar, también opera como una unidad para las conclusiones políticas de las FF.MM. colombianas.


EN EL CASO CONTRA el entonces director de ANNCOL, Joaquín Pérez Becerra, la fiscal también intentó descaradamente utilizar material periodístico en contra mi persona. La idea era matar dos moscas en un solo golpe.

Es más, la fiscal fue doblemente “fresca” cuando sacó una foto e intentó de presentarla como una prueba, no contra Pérez sino contra mi persona.

Fue “fresca” en el sentido que la supuesta prueba no la había presentado a la fecha indicada sino la sacó durante el testimonio mío. Tanto el defensor de Pérez, Rodolfo Ríos como el juez protestaron inmediatamente contra el intento de presentar una foto como prueba en donde yo supuestamente era un guerrillero al lado el comandante Pastor Alape en la región de Cimitarra. La prueba fue fallada por el juez.


PERO LA FISCAL QUISO “CONTAMINAR” el ambiente en el juicio con la foto, inyectar sospechas. Sus pruebas eran muy débiles y pobres. Y lo entendí y pedí al juez para dar una explicación de la foto lo que fue probado.

La Fiscal tenía a su disposición uno de los mejores agentes e investigadores para recoger todo lo que se podía recoger en pruebas contra Pérez. Pero en el fondo el juicio no fue personal sino político; silenciar una voz dura y crítica contra los gobiernos de turno en Colombia. Pero para silenciar la agencia de ANNCOL, como decía Uribe, habría que enjuiciar a los integrantes de ANNCOL. Me sorprendió cómo quiso hacer.

La fiscal intentó comprobar el vínculo “Emanuelsson-Farc” con una foto tomada por mí mismo a unos guerrilleros en el Sur de Bolivar en el mes de enero 2000. La fiscal contó que sus investigadores habían descargado de la Agencia Prensa Rural una foto de un reportaje que yo había hecho en el Valle de Cimitarra en esas fechas.

Resulta que yo había ingresado con una delegación de periodistas y fotógrafos para cubrir como el paramilitarismo y el ejército nacional había hecho un cerco en donde prohíban ingreso de alimentación, víveres y medicinas a la población. Los otros periodistas regresaron después sus tareas concluidas mientras yo me quedé en un caserío para hacer un reportaje al otro día sobre los famosos búfalos, un proyecto financiado por el Banco Mundial. Durante noche hubo fuertes combates entre una fuerza combinada entre FARC-ELN contra cinco fortificaciones de paramilitares que fueron derrotados. Logré llegar al lugar por los hechos y entrevisté a Pastor Alape de las FARC y el comandante Gallardo del ELN.

Esta es la foto (sin la enmarcada de Emanuelsson) que la fiscal y su investigador descargó del portal de la agencia Prensa Rural. Decía que el tercer guerrillero de izquierda (alto con lentes) era el reportero sueco. Compáralo con Emanuelsson en la foto enmarcada. En el centro los dos comandantes Pastor Alape (Farc) y Gallardo (Eln).



Y ES ESA FOTO QUE TOMÉ a los dos comandantes y a unos de sus guerrilleros rasos que la fiscal insistió que yo era uno de los jóvenes guerrilleros. Él no tenía más que 20-22 años, mientras el “periodista-fotógrafo-guerrillero Dick Emanuelsson” en ese año tenía 49 años.

A mí me dio sinceramente un poco de risa por “las flores” que me tiraba la fiscal pero ella quedó en ridículo en el juicio por la “prueba reina”.

Ahora se repite la historia cuando la misma fiscalía intenta de vincular al colega Sergio Segura de Colombia Informa al ELN. La fiscalía se pone a descargar sus reportajes, que son totalmente públicos, de internet, violando la integridad periodística y manipulando así con los métodos de la guerra psicológica la realidad. Es el clásico método “culpable por asociación”.

Los colegas y compañeros en Colombia, tantos colombianos como reporteros internacionales acreditados en el país, no pueden permitir que la libre expresión y la libertad de prensa sea así violentada.

Joaquín Pérez fue condenado a ocho años de cárcel en la primera instancia pero absuelto en todas las acusaciones en la segunda instancia. Pero ya había pagado más de tres años de cárcel en la Picota, Bogotá. La fiscal falló en su intento de ligar ANNCOL con las FARC, tanto en la primera como en la segunda instancia del juicio.

Leer más:

Así intentó la Fiscalía colombiana reclutar un testigo en Estocolmo para silenciar a ANNCOL (I)

La Operación Silenciar a ANNCOL (II): Los motivos, las mentiras y el montaje de la fiscalía en la embajada colombiana en Estocolmo:

Lee el fallo del 23 de julio de 2014 convertido a Word:

El fallo original (6,7 mb) en el formato de pdf

fredag 26 juni 2015

Jesús Santrich (FARC): “Si hay firma del Acuerdo Final lo que viene es una etapa de implementación en la que ya no debe haber confrontación”

El comandante guerrillero Jesús Santrich de la Delegación de Paz de las FARC-EP en La Habana.





Jesús Santrich (FARC): “Si hay firma del Acuerdo Final lo que viene es una etapa de implementación en la que ya no debe haber confrontación

Por Dick Emanuelsson, ANNCOL

ANNCOL / 2015-06-26 / En una entrevista con el comandante guerrillero Jesús Santrich de la Delegación de Paz de las FARC-EP en La Habana, éste subraya la importancia de seguir creando una atmósfera que facilita las conversaciones en la mesa del diálogo en La Habana. Pero los acontecimientos en Colombia contrastan, dice.

No entendemos porqué persistir en esa posición guerrerista y absurda que se resume en ese cuento de que se puede dialogar en La Habana como si no hubiese guerra en Colombia, y que se puede mantener la guerra como si no hubiese conversaciones en La Habana.

La guerra psicológica contra el proceso de paz se ha intensificado en el último mes. El Departamento de E-5 de la inteligencia militar, está produciendo casi todos los días nuevas “historias” sobre como los Frentes guerrilleros en Colombia “festejan el sabotaje contra el oleoducto Transandino” pero donde los rostros de los supuestos guerrilleros son tapados con una máscara.

O como un supuesto miliciano de las FARC en el departamento de Nariño presenta en un video una exposición de su propia producción de armamento y explosivos. Para darle más condimento, “la exposición armada” fue efectuada en una escuela rural con dibujos de niños como fondo.

Es interesante registrar que nuestros colegas colombianos de RCN y Caracol publican sin el menor cuestionamiento, violando por completo los manuales del periodismo, las fuentes que efectivamente son los organismos de inteligencia de las fuerzas militares.

En un artículo del portal digital Economista.es, su corresponsal en Colombia, Francisco Rodríguez, presentó hace unas semanas la “Primicia” que los comandantes del Secretariado de las FARC ya tenían pasaportes nicaragüenses o que había recibido asilo político. Esto según “fuentes oficiales de entero crédito”. Pero si son fuentes “oficiales”, ¿por qué no las mencionan?

Pero la publicación sirvió para que unos cuantos miles de medios del mundo la citara como “fuente fidedigna”.

El recorte de elEconomista.es, ¿parte de la guerra psicológica?


DICK EMANUELSSON, ANNCOL (DE): Hace unos días fue publicado en varios medios colombianos e internacionales la noticia que los comandantes del Secretariado de las FARC que actualmente se encuentran en la Habana ya tendrían ciudadanía nicaragüense en el caso que el proceso de la paz fracasara o que el eventual acuerdo implicaría cárcel para los comandantes. ¿Qué comentario tienen las FARC sobre esa declaración?

JESÚS SANTRICH (JS): La temática a la que se refiere en su pregunta hace parte de una gran mentira mediática de la que no sabemos su finalidad. Pero quienes la han puesto a andar parece que no tienen la menor idea sobre cómo piensan las FARC. No nos conocen.

Vinimos a La Habana a tratar de llegar a un entendimiento con el gobierno, que permita resolver los inmensos problemas de orden político, económico y social que tiene nuestro país y que han afectado a las mayorías durante varias décadas. Ese es el propósito, y en ello trabajamos con todo nuestro empeño y con las máximas esperanzas en que lograremos alcanza un acuerdo final que permita al pueblo seguir la senda de la construcción de una Colombia diferente en la que se supere la desigualdad, la miseria y la carencia de democracia. Creemos que está claro, entonces, que este no es ni puede ser un proceso de sometimiento de la insurgencia. En este sentido, no es dable el escenario de guerrilleros purgando penas de prisión por haber ejercido el derecho a la rebelión contra un régimen injusto, y tampoco es imaginable siquiera ver a la dirigencia revolucionaria partiendo hacia el exilio. El destino de Colombia no puede ser el de la guerra y por eso trabajamos por la paz. No es positivo pensar ahora en rupturas o en que no lograremos firmar el acuerdo. Hay que poner optimismo y hacer los máximos esfuerzos Por que todos los colombianos y colombianas podamos acabar con la confrontación y forjar el país sin exclusiones.

Víctimas de los "falsos positivos", ejecución extrajudicial, cometidos por el Ejérecito Nacional.



EL AVANCE EN EL TEMA DE LAS VÍCTIMAS

DE: ¿Cree usted que en este Ciclo pueda llegarse a la conclusión de las discusiones en torno al quinto punto de la Agenda sobre Víctimas?

JS: Ese es nuestro deseo y creemos que hay elementos suficientes sobre la Mesa para llegar a un entendimiento pronto. Los avances logrados durante el Ciclo 37, que fue el anterior son de gran significado dentro de este propósito. Recuerde que pudimos presentar un acuerdo sobre Comisión de Esclarecimiento de la Verdad, la Convivencia y la No Repetición en los aspectos fundamentales, pero sin aún cerrarlo totalmente porque tal instrumento hace parte de un “Sistema de Verdad, Justicia, Reparación y No Repetición” respecto al cual, ahora, lo que estamos es precisando los elementos que integran tal mecanismo. Esto se hace analizando las propuestas que las víctimas del conflicto han elevado hasta el escenario de los diálogos. Estamos empeñados en sacar adelante un Acuerdo sobre las reivindicaciones esenciales que beneficien a las víctimas, y ello seguramente implicará fortalecer programas existentes, crear nuevos, corregir procedimientos que no han sido efectivos, etc. Ya veremos, no obstante y para no sacar a debate aspectos que son aún internos de la Mesa, podemos decir que gran parte de nuestras propuestas públicas, por ejemplo eso de la creación del Fondo Especial para la Reparación Integral (FERI), o lo concerniente al diseño de un “Plan Nacional para la Reparación Integral” serán elementos a tener en cuenta.

Habría que agregar que los días de los ciclos no se usa solamente en abordar el punto quinto de la Agenda. Simultáneamente estamos tratando el tema de la cesación del fuego, o lo que tiene que ver con el plan de descontaminación de restos explosivos, o iniciativas de desescalamiento que son urgentes para evitar que la confrontación se siga profundizando, y todo esto consume tiempo.


Todos los días han combates y muertos entre la guerrilla y el Ejército Nacional.


¿CESE BILATERAL DE FUEGOS?

DE: ¿Apropósito del desescalamiento y de la búsqueda del fin del conflicto, ¿todavía creen que sea posible lograr el cese bilateral de fuegos antes de llegar a la firma del Acuerdo Final?

JS: Esto sería lo correcto, porque es obvio que si hay firma del Acuerdo Final lo que viene es una etapa de implementación en la que ya no debe haber confrontación. Pero de lo que se trata ahora es de hacer un esfuerzo de sensatez y entender que si no creamos un clima de concordia que alivie los dolores de la guerra, sobre todo en el campo, lo que estamos haciendo es colocar obstáculos en el camino que pueden ser peligrosos para el proceso. No tiene sentido que siga habiendo destrucción y muerte si estamos sentados en una Mesa de Diálogo.

Mientras duró el cese unilateral del fuego declarado por las FARC, es absolutamente comprobable que a pesar de los asedios de la fuerza pública tantas veces denunciados por la insurgencia, el país pudo observar un ambiente de tranquilidad. Los combates y las muertes alcanzaron los niveles más bajos y hasta el empresariado pudo realizar con holgura sus propósitos. Entonces no entendemos porqué persistir en esa posición guerrerista y absurda que se resume en ese cuento de que se puede dialogar en La Habana como si no hubiese guerra en Colombia, y que se puede mantener la guerra como si no hubiese conversaciones en La Habana. La realidad ha mostrado que ese argumento es un sofisma. El cese bilateral de fuegos se ha convertido en una necesidad y en un deber que ya no aguanta más aplazamientos.

DE: ¿Las FARC han pensado en algún momento en levantarse de la Mesa de Conversaciones?

JS: Nunca. El mandato que tenemos de parte de todos nuestros combatientes, hombres y mujeres, es empeñarnos al máximo en la búsqueda de la paz, porque ese es el clamor mayoritario del pueblo colombiano.

Más sobre el tema:
Entrevista en julio 2012, tres meses antes el inicio del Diálogo de Paz en La Habana, al integrante del Estado Mayor Central de las FARC-EP, el comandante guerrillero Jesús Santrich en su campamento en algún lugar de Colombia: