viernes, 4 de enero de 2008

Uribe mata en un plumazo el proceso del canje de prisioneros y despide a Chávez y Córdoba

“Presidente Chávez, ¡No nos deje solos”! pide familiares de los prisioneros.

Por Dick Emanuelsson *

CENTROAMÉRICA / 2007-11-22 / Una llamada telefónica de 30 segundos fue el pretexto para que el presidente Álvaro Uribe Vélez declarara rota la mediación del presidente Chávez para encontrar una salida al tema de un intercambio de prisioneros de guerra entre el estado colombiano y la guerrilla de las FARC-EP.

En una entrevista de Telesur con la senadora Piedad Córdoba, que viajaba junto con Chávez en un vuelo, aclaró, que “el contacto telefónico con el comandante del Ejército colombiano, general Mario Montoya, fue muy breve y casual y no excedió de los 30 segundos, declaró. De acuerdo con su versión, mientras ella conversaba con Montoya se acercó Chávez, a quien le pasó el auricular para que lo saludara”.

En un acto esta noche en Caracas, el presidente venezolano agregó, que saludó al general Montoya y preguntó por la familia del militar colombiano. Sin embargo mencionó que ni el gobierno colombiano ni el presidente Uribe le llamó a Chávez para preguntar sobre los detalles de la llamada que había hecho la senadora Piedad Córdoba al jefe del ejército colombiano. Para justificar la decisión del gobierno Uribe, éste argumentó, que todos los contactos con la cúpula militar colombiana tendrían que tomarse a través el gobierno de Uribe.

VEREMOS LAS VERDADERAS razones por la ruptura “irreversible” de Uribe sobre el tema de un intercambio de prisioneros que durante tres meses había avanzado mucho, obteniendo resultados nunca antes vistos en este proceso, hasta de haber logrado un acuerdo de un encuentro entre los dos presidentes y el jefe legendario de la guerrilla de las FARC-EP, Manuel Marulanda, más promesas de prontas pruebas de supervivencias de todos los prisioneros y civiles retenidos en el poder de las FARC.

Aclaramos también un hecho fundamental para mejor entender el tema del canje y es el carácter de los supuestos “secuestrados” en poder de las FARC-EP, término que no es real. ¿Por qué? Por que los uniformados en poder de la guerrilla son TODOS oficiales, TODOS capturados en combate entre dos ejércitos; un regular y el otro irregular.

Las FARC liberaron unilateralmente todos los soldados y policías rasos, aproximadamente unos 350 personas en junio 2001 como “un gesto unilateral para promover el entonces estancado proceso de paz” entre el presidente Andrés Pastrana y la guerrilla. La respuesta a ese gesto generoso fue la ruptura el 20 de febrero del 2002 del proceso de paz y la guerra total que aumentó en fuerza cuando asumió Uribe la presidencia en agosto del 2002.

Los civiles, como por ejemplo varios gobernadores y diputados son considerados por la guerrilla como parte de un estado terrorista que ha hecho guerra contra el pueblo durante casi medio siglo y que estos políticos tienen responsabilidades por esa política. Según los términos del derecho humanitario internacional los civiles son considerados como “rehenes” en un conflicto de carácter político. Casi nunca se hace esa distinción en la prensa y menos de la boca del mandatario colombiano.

URIBE MATÓ EL PROCESO antes de que este fuera imparable por su propia dinámica. Le dio miedo que la realidad colombiana y el porqué un conflicto social y armado en Colombia saliera al flote a la opinión internacional en el transcurso del proceso de la mediación. Uribe creía que podía ocultar el tema de las raíces del conflicto en Colombia, pero se dio cuenta en la noche el miércoles que eso no era posible. Echó todo el trabajo acumulado por Chavez&Cordoba sobre el intercambio de prisioneros de guerra entre el estado colombiano y la guerrilla de las FARC-EP a la borda en un dos tres. Ese plumazo dictatorial causa incomprensión, indignación y rabia en amplios sectores del mundo.

Pero miramos porqué Uribe designó su enemiga política y su enemigo ideológico, aunque Chávez dice que “Uribe es mi amigo”:

En una crónica el 18 de agosto año en curso, el mismo día cuando Uribe sorprendentemente designó a Piedad Córdoba de facilitador para un intercambio humanitario entre el estado y las FARC-EP, hice algunas advertencias en una crónica acerca la maniobra en la tabla del ajedrez político de Uribe:

  1. La presión contra Uribe se alivia en momentos cuando quería indultar a los matones del paramilitarismo y convertir esos psicópatas a “delincuentes políticos”, decisión rechazada hasta el congreso estadounidense.

  2. El mal cálculo de Uribe sobre el tema del intercambio humanitario fue ilustrado en la Plaza Bolívar cuando entró el profesor Moncayo, padre de un oficial del ejercito que fue capturado en combate el 21 de diciembre del 1997 cuando las FARC-EP tomó y destruyó la base militar en el cerro Patascoy en el departamento del Nariño. La masa en la Plaza Bolívar le mandó a Uribe a “la Punta del Cerro” gritándole a la cara “Parraco, asesino, fascista”, etcétera. Y como no entra en la cabeza de Uribe que las calles son del pueblo y el pueblo, en su mayoría ni vota y menos vota por él, comenzó a regañar al profesor Moncayo en una forma más descarada.

  3. A Uribe no quiere para nada tocar el asunto del canje de presos políticos y prisioneros de guerra respectivamente y cuando llegó la senadora Piedad Córdoba hasta el palacio presidencial para exigirle el intercambio, el pícaro de Uribe designó su enemiga política en el congreso, como facilitadora especial para el acuerdo humanitario.

  4. Y como la senadora ya había estado en Caracas, hablando con Chávez, este aceptó durante una visita la semana pasada de aportar para el tema. Uribe mandó el tema a Caracas.

Pero Chávez comenzó mal, por que no solamente se limitó de proponer de hablar con todos los “actores” sino también debatir el Plan Colombia y la guerra en general que ha traído ese plan para toda la región, por que, como decía Chávez, es que la Casa Blanca “quiere esa guerra”, en Colombia. Y semejante declaraciones causaron pavor en la Casa de Nariño.

CÓRDOBA CONOCE MUY BIEN el carácter de tipo falso que es Uribe y los “Falsos Positivos” (falsos atentados, tanto militar como trampa políticas del gobierno de Uribe) que frecuentemente la cúpula del régimen uribista monta. Por eso advertía constantemente a la opinión pública que “el proceso tiene fuertes y poderos enemigos” en Colombia y en el exterior.

Además a eso se sabe que Uribe también esta obsesionado por una solución militar con las FARC-EP y no acepta bajo ninguna condición otra solución que una capitulación total. Pero como la guerra no va en esa dirección y que hasta ahora Uribe y sus 400.000 hombres, apoyados como nunca antes por los 2.000 asesores norteamericanos de la Fuerzas de Operaciones Especiales (FOE) y con un impresionante maquinaria de inteligencia desde la tierra hasta los satélites del espacio, no han logrado de capturar ningún comandante guerrillero, más bien han logrado, a través de masivos bombardeos, de destruir algunos campamentos guerrilleros.

DURANTE CINCO AÑOS LO ÚNICO QUE URIBE HA REPETIDO ha sido la exigencia que la guerrilla tiene que entregar sus 50 prisioneros de guerra, y ahí hablamos solamente de oficiales del ejercito y oficiales de la policía capturados TODOS en combate, más los políticos civiles retenidos y en calidad de rehenes para el intercambio. Eso es lo en Colombia lo llaman “los inamovibles” de Uribe.

El “inamovible” de las FARC era lo siguiente:

1) que las negociaciones del intercambio no se hiciera afuera el territorio colombiano.

2) que las negociaciones del intercambio se hiciera frente a frente con el representante del gobierno, no por ningún facilitador, sea de la iglesia o sea del mismo Chávez.

Pero el cambio de “los inamovibles” de las FARC, de comenzar los primeros contactos en Caracas y con Chavez&Cordoba como facilitador y mediador respectivamente y con la visión de poder iniciar negociaciones de paz en el futuro, se vio como un gran avance y un descongelamiento de un tema que no se ha movido prácticamente nada en cinco años por la posición intransigente de Uribe.

La noticia de la llegada de Iván Márquez a Caracas, que llegó por su propia cuenta, fue criticada y recibida ácidamente por los cercanos de Uribe y hasta el mismo ministro de defensa, Juan Manuel Santos, que advertía que el comandante guerrillero seguía siendo un blanco militar para el gobierno colombiano, insólito inicio del proceso del intercambio, declaración incluso dada desde el territorio norteamericano y que nunca fue criticada por Uribe.

Pero era notorio la irritación y los cruces en los cálculos uribistas, por que con la llegada de un representante del Secretariado de las FARC-EP el proceso tomó más viento y aceleró a una velocidad que no pudo ser controlado por Uribe y los sectores guerreristas de Colombia.

Es más, hasta el Departamento de Justicia de Estados Unidos indicó y se hizo entender que est4aba interesado sobre el desenlace en el tema del canje. Por eso suspendió pocos días antes de la ruptura de Uribe la sentencia al guerrillero Simón Trinidad, una sentencia que se esperaba para el martes pasado (20 de noviembre) “por tiempo indefinido”. Trinidad fue detenido en Quito, Ecuador, el 2 de enero del 2004, y extraditado el 31 de diciembre el mismo año a Estados Unidos por una decisión de Uribe que intentó de chantajear a la guerra en uno de sus típicos montajes. Trinidad fue encarcelado y juzgado en Estados Unidos por el derribamiento de tres agentes de la CIA en territorio bajo control guerrillero el 13 de febrero del 2003 en donde fueron capturados como prisioneros de guerra pero absuelto en cuatro de las cinco demandas contra el guerrillero. Las FARC-EP ha declarado que en el canje de prisioneros tendrán que estar también Simón y Sonia, la otra guerrillera extraditada a Estados Unidos por Uribe que hasta ahora no ha extraditado a EE.UU. ninguno de los jefes narcoparamilitares, los verdaderos capos de la droga en el mundo de hoy.

SABEMOS QUE LA POLÍTICA en el plano internacional desde el primer momento de Uribe ha sido el aislamiento de la insurgencia, y lo ha logrado en tal sentido que en este momento no hay ningún integrante de la Comisión Internacional de esa guerrilla visible en el exterior. Y eso ha sido una política consciente de Uribe para así impedir cualquier contacto de esa comisión con la Comunidad Internacional. Antes había representantes en México, Costa Rica, en Caracas y en el continente europeo que frecuentemente intercambiaban opiniones con las diferentes cancillerías. Ahora todas esas puertas o puentes por cualquier emergencia están cerradas, y Uribe estaba muy contento hasta que se abrió el proceso en Caracas y la aparición de los comandantes guerrilleros dando declaraciones.

El presidente venezolano sabía perfectamente bien la estratégica de Uribe en ese sentido; impedir cualquier posibilidad de charlar directamente con los representantes guerrilleros, que se pudo hacer, por ejemplo, en Caracas hasta la ruptura del proceso de paz el 20 de febrero 2002.

Pues, entonces, ¿Qué hacer? ¿Qué puede soltar el nudo y abrir puertas y posiciones cerradas y bloqueadas? ¿Cómo organizar un encuentro entre Chávez y Marulanda si no hay ni siquiera un representante en el suelo venezolano de la guerrilla?

¿Oficina de contactos de las FARC-EP en Caracas?

Creo que Chávez, para poder seguir hablando con la guerrilla, podría dejar el espacio abierto en su territorio para que las FARC-EP abran una Oficina de Información (o llamase cualquier cosa) en Caracas para facilitar, en primer lugar, los contactos y poder sentarse allá para seguir el proceso, sin o con el aval de Uribe. Por que eso es que exige prácticamente todo el pueblo colombiano, más el presidente francés, La Unión Europea y para no hablar de la opinión latinoamericana.

Uribe se ha desnudado y ahora las palabras de Juan Carlos Lecompte, el esposo de Ingrid Betancourt, que en una entrevista que le hice el 2003 decía, que “si Uribe es reelegido en 2006, Ingrid va a podrir siete años más en la selva”.

Por eso son tan importantes las palabras de Marlene Orejuela, vocera de los familiares de los prisioneros de guerra y de los rehenes civiles en poder de las FARC-EP, cuando comentó esta noche en Telesur el plumazo de Uribe de romper el proceso del canje;

“Presidente Chávez, ¡No nos deje solos”!

* Reportero en América Latina

Colombia: Pedro Juan Moreno Villa habría sido asesinado

ÚLTIMO MENSAJE ENVIADO POR UNA MUJER QUE LUEGO FUE ENCONTRADA MUERTA EN EL AEROPUERTO OLAYA HERRERA:

POR DICK EMANUELSSON *

Nota del Redactor: A los periodistas nos llegan muchas veces llamadas, cartas, mensajes, informaciones y documentos de fuentes que, a veces, son "plantadas" en busca de un interés especial o personal. Por eso le toca al periodista ser muy minucioso y crítico en sus investigaciones con el fin de confirmar la veracidad de los hechos. En el siguiente caso consulté y confronté varias fuentes en Colombia y en el extranjero, llegando a la conclusión que el hecho tiene credibilidad.

El mensaje

“Te escribo volando porque sigo nerviosa porque parece que se dieron cuenta que los estaba oyendo. Ese senor berna volvio a llamar desede la carcel. Llama seguido y tiene sus guardspaldas con el, viven alla con esa gente adentro de itagui. Y como te dije ayer se pusieron muy peliparados conmigo porque los oi hablar de ese señor Pedro Juan Moreno que te dije que se le cayo el helicopetero porque aqui les quitaron el repuesto y no se si el presi uribe dio la orden pero si sabia y don berna tambien”.

“Aca se roban todo, los repuestos lde las avionetas y helicopteros se los quitan y los venden sin importarles que se caigan con gente adentro, el vendedor de seguros tiene todo arreglado y les pagan. Me da miedo contarlo a la poiciia y militares porque ellos vienen aca por comision por cruces de los respuestos que les roban a los mismos aviones y heli de ellos”.

“Aca esta la gente de la oficina de envigado (la fachada de la estructura narcoparamilitar de la mafia, nota del redactor) apoderada de todo el oalya herrera o sea lo que maneja don berna y como estan con guerra con el tal macaco se cuidan mucho de hablar defrente a los empleados. Pero me toca oir y como me tapo las orejas?”.

“Hace dos dias se llevaron los cuerpos de esas muchachas a enterrarlos a envigado en donde tienen su propio cementerio privado de la catedral. Eso alla es como campos de paz pero la gente cree que es para orar y no, alla los entierran. Ya estan matando los transportadores y porque no les venden los negocios. Y ese alacalde callado y haciendose el loco. Esto esta horrible.”

“No resulta por alla trabajo? Yo estuve preguntando en otras partes pero ya uno tan vieja nada. Pero cualquier cosa es carino y me voy porque me voy. No aguanto esta tension se me esta cayendo hasta el pelo de los nervios. Yo no he dicho nada en la casa ni nada ni nadie sabe. Si puedo escribo manana.
Hasta luego.
Nancy”.

Fueron las palabras, con todos sus errores ortográficos, al parecer por la premura, de un mensaje de aproximadamente 3621 caracteres, que escribió Nancy Ester Zapata Orozco, una empleada del aeropuerto Olaya Herrera de Medellín a una fuente vinculada con los derechos humanos que pidió, por lógicas razones, la reserva de su nombre.

Los hechos

El 1° de noviembre de 2007 se reportaba el hallazgo de un cadáver de una mujer en un hangar del aeropuerto Olaya Herrera de Medellín. El cuerpo de la víctima tenía un letrero en el pecho que decía: “Aquí no se permiten sapas”.

Sobre el mismo hecho, El Tiempo de diciembre 28 de 2007, reporta: “'Por sapa'. Las dos palabras, pintadas en una cartulina, quedaron junto al cuerpo de Nancy Esther Zapata. Su asesinato, según las autoridades, es la última manifestación de una delincuencia organizada”.

El 3 de noviembre la revista Cromos publicaba una columna de Alberto Aguirre: “El 1º de noviembre fue asesinada Nancy Ester Zapata Orozco en un hangar del aeropuerto Olaya Herrera”.

Radiosucesos RCN informaba: “A un ajuste de cuentas de la mafia atribuyó el comandante de la Policía Metropolitana, general Marco Antonio Pedreros, el asesinato de la señora Nancy Ester Zapata Orozco ocurrido en el Aeropuerto Olaya Herrera de Medellín”.

¿Quién era Nancy Ester Zapata Orozco?

Continúa la revista Cromos: “La familia establece que Nancy Patricia 'era una mujer temerosa de Dios, que desde hacía 15 años le había entregado su vida a Cristo'. Era miembro de una Iglesia Cristiana, y se aprestaba en esos días para ir, con sus fieles, a unos ejercicios espirituales en La Ceja. Tenía 45 años. No tenía casi amigos, nunca había sido rumbera, hacía 20 años trabajaba en el Olaya en un almacén para repuestos de avión, era cumplida, se preocupaba por una deuda contraída para adquirir casa de habitación para ella y su familia. Hubiera sido descabellado tratar de “trabajadora sexual” a mujer de semejante pulcritud. Pero era mujer y fue muerta: alguna culpa tenía. Búsquenle por otro lado. Si es mujer y fue muerta violentamente, no lo dude: ella tiene la culpa. O en ella se origina la acción del asesino, no en el asesino mismo”.

La “reacción” de las autoridades

Radiosucesos RCN prosigue: “El general Marco Antonio Pedreros dijo que no se puede negar que en los aeropuertos funcionan pistas clandestinas para el tráfico de drogas e hizo un llamado a los administradores para que exista una mayor legalidad dentro de los terminales aéreos.

La Asociación Colombiana de Usuarios Aeroportuarios, condenó el asesinato y demandó de la Aeronáutica Civil, mayores controles y seguridad para las personas que laboran en el terminal aéreo.

Aunque las autoridades judiciales y la policía guardaron silencio sobre el crimen que se registró desde el pasado primero de noviembre, el hecho prendió las alarmas entre los empleados y usuarios del aeropuerto que se ha tornado inseguro por numerosos robos y el intento de incendio de hangares.

Las directivas del terminal aéreo exigieron de la Fiscalía una investigación pronta y eficaz para encontrar a los responsables del homicidio de la empleada Nancy Zapata”.

Por su parte Tiempo, diciembre 28, dice: “ 'Estos son ajustes de cuentas por hechos mafiosos, por caídas de embarques de droga y otras circunstancias', afirma el general Marco Antonio Pedreros, comandante de la Policía del Valle de Aburrá. Según el oficial, parte de las 210 naves que ofrecen vuelos privados en el Olaya están dedicadas a negocios ilegales.”

No obstante, aclara que Zapata no hacía parte de este engranaje criminal. 'Por el contrario: aparece como víctima', le dijo a un medio local.

Ella tenía 45 años y administraba un almacén de repuestos para avión en el hangar 70, donde la mataron el primero de noviembre. Le apuntaron a la cabeza con un arma dotada de silenciador, dicen los investigadores.

Si bien su familia sostiene que lo hicieron por robarle 15 millones de pesos, el aviso dejado en la escena evidencia que la intención era castigarla por algo que denunció”.

El columnista de Cromos es durísimo contra las autoridades policiales por la total falta de una investigación sobre el asesinato. “¿Se había hecho siquiera un principio de investigación? Nada de nada; ni una brizna. ¿Para qué? ¿No ve que la muerta era una mujer? Si es mujer y aparece muerta, suya es la culpa. De ella; no del asesino. Y le acomodan el narcotráfico porque en ese sitio –el Olaya– reina el narcotráfico”.

Sapo o sapa es la persona que delata. Si a la mujer asesinada se le puso un letrero era porque algo o a alguien había delatado y porque se quería advertir a terceros lo que sucedería si hicieran lo mismo.

¿Sería la causa el mensaje que ella envió a la fuente que me lo hizo llegar?

No es extraño que las autoridades en Colombia, y más en Medellín, eludan su responsabilidad de investigar, cuando no es que les interesa no hacerlo. “Ajuste de cuentas” es un término muy apropiado para justificar los crímenes en Medellín y no investigarlos. Es bastante claro que a Nancy Ester le cobraron caro el haber denunciado algo.

Pedro Juan Moreno Villa

El 24 de febrero de 2006 la revista Semana reportaba: “Pedro Juan Moreno fue uno de los hombres más controvertidos de la era Uribe. Primero como su más cercano amigo y confidente y al final como el más decepcionado de los amigos. Desde la dirección de su revista La Otra verdad, Pedro Juan Moreno, se hizo famoso por sus denuncias contra poderosos personajes de la vida pública nacional que llevaron a la caída del general Leonardo Gallego, comandante de la Policía de Medellín. Moreno también le amargó los días en el Palacio de Nariño a Fabio Echeverri Correa, tal vez el más poderoso de los asesores de Álvaro Uribe, y el protagonista detrás de múltiples conflictos y presiones que sufrió la ex ministra de Defensa Martha Lucía Ramírez”.

Luego sigue: “Pero pocos conocían la otra cara de Pedro Juan Moreno. Además de ingeniero e industrial, fue un exitoso hombre de negocios y heredero de una gran fortuna familiar que fue creciendo con la adquisición de tierras y con sus negocios en varios sectores: textil, artes gráficas, confección, construcción y una comercializadora de insumos químicos llamada GMP”.

Es importante recordar dos hechos: que a GMP, la DEA le retuvo insumos químicos, y que de ahí surgió la visceral pelea entre el general Leonardo Gallego y Pedro Juan Moreno durante varios años. (Lea los detalles en: http://www.narconews.com/gmpdocumento1.html).

¿Y Uribe?

En una entrevista concedida el 10 de abril a la W radio, el presidente Uribe se refiere a Pedro Juan Moreno así: “Yo lo aprecié, le tuve mucho cariño, él se distanció del Gobierno, fue muy duro con el Gobierno, pero procuré nunca responderle y me quedó la conciencia tranquila, que por muchos años, la única voz que defendía a Pedro Juan Moreno fui yo, y a él se le volteó el escenario. El día que ya Pedro Juan empezó a convertirse en el gran acusador del Gobierno Nacional, ya ese día para algunos sectores de los medios nacionales dejó de ser villano y pasó a ser héroe".

Sobre el día del accidente, la misma revista Semana informa: “Sin embargo, a las 6:32 de la mañana, estaría partiendo del aeropuerto Olaya Herrera en el helicóptero BELL 2006 B de la empresa Helicargo con destino al municipio de Apartadó. A las 7:14 entre Dabeiba y Mutatá, el helicóptero perdió contacto con la torre de control. Tras varias horas de sobrevuelo en las montañas nubladas y selváticas de Dabeiba las autoridades de la Fuerza Aérea dieron finalmente con la aeronave y el Ministerio de Defensa anunció que ninguno de los cuatro tripulantes había sobrevivido".

Esa investigación “huele”: Felipe Zuleta

Para muchas de las fuentes colombianas y extranjeras consultadas, la forma como murió Pedro Juan Moreno Villa estuvo marcada de serios interrogantes. No sólo por lo que representaba para la opinión pública su enfrentamiento con el gobierno, sino porque podían existir otros interesados en silenciarlo. Por ello ameritaba una seria y profunda investigación, la cual no ocurrió.

“No creo en los resultados de la investigación relacionada con la muerte de Pedro Juan Moreno. En Colombia hay crímenes impunes desde hace 20 años, luego resulta sospechosa la prontitud y eficacia de los investigadores para concluir que Pedro Juan Moreno murió en un accidente. Esa investigación “huele” a lo que huele todo lo que sale desde palacio: Podredumbre. Entre mas suba Uribe más aparatosa será su caída. Lo malo es que con él caeremos los colombianos que no tenemos nada que ver con la mafia”, sentenció Felipe Zuleta en su blog, el jueves 21 de diciembre de 2006.

“Aca se roban todo, los repuestos lde las avionetas y helicopteros se los quitan y los venden sin importarles que se caigan con gente adentro, el vendedor de seguros tiene todo arreglado y les pagan”, dijo Nancy Ester en su mensaje. Y ella tenía por qué saber ya que, como reporta Cromos: “hacía 20 años trabajaba en el Olaya en un almacén para repuestos de avión”.

El silencio de la Aerocivil

Cuando consulté varias fuentes en Medellín, especializadas en asuntos de aviación, me dijeron que la racha de accidentes aéreos que atravesaba la ciudad era récord y que lo más increíble era que todos salían del Olaya Herrera. Pero que lo más preocupante era el silencio cómplice de la Aerocivil y demás autoridades. “Desde que Sergio Fajardo es alcalde, acá todo se tiene que ocultar porque afecta la imagen de él y la ciudad”, afirmaron.

Otro aspecto interesante de todo esto es que Pedro Juan Moreno no sólo había estado enemistado con el gobierno de Uribe sino con militares y policías. Los cuales también tenían, según la mujer, negocios oscuros: “Me da miedo contarlo a la poiciia y militares porque ellos vienen aca por comision por cruces de los respuestos que les roban a los mismos aviones y heli de ellos”.

El reporte de Radiosucesos es claro: “Aunque las autoridades judiciales y la policía guardaron silencio sobre el crimen que se registró desde el pasado primero de noviembre, el hecho prendió las alarmas entre los empleados y usuarios del aeropuerto que se ha tornado inseguro por numerosos robos y el intento de incendio de hangares”. Quiere decir que en el Olaya Herrera sí vienen pasando cosas desde hace mucho tiempo pero las autoridades se hicieron los de la vista gorda y dejaron a los empleados y usuarios a merced de los criminales. A no ser que las mismas autoridades de policía y militares estén involucrados en el crimen de Nancy Ester Zapata Orozco.

¿Qué sabe Uribe?

“No se si el presi uribe dio la orden pero si sabia y don berna tambien”

¿La mujer asesinada se refería al presidente Álvaro Uribe? No es claro ese punto. Pero sí lo es en cuanto a que identifica a “don Berna” y que él y a quien ella llama “el presi Uribe” sabían que al helicóptero de Pedro Juan Moreno Villa le habían quitado un repuesto para que se cayera. Y otra cosa bien grave: “Don Berna” o “Adolfo Paz”, como es llamado el narcotraficante Diego Fernando Murillo Bejarano, sigue delinquiendo desde la cárcel de Itagüí, exportando cocaína a los Estados Unidos y controlando el Aeropuerto Olaya Herrera, pues como lo reporta la revista Semana de julio 16 de 2007:

A través de la subordinación de combos y bandas barriales, el pago por servicios a la delincuencia organizada y la conformación de grupos contrainsurgentes, todo coordinado por la llamada “Oficina de Envigado”, alias “don Berna” consolidó su proyecto paramilitar para luchar contra las milicias de la subversión y todo aquello que “oliera” a izquierda, así como atacar toda institución, dependencia u organismo que intentara oponerse a su “proyecto” militar, social y político, e investigarlo como narcotraficante, razón por la cual está solicitado en extradición por el gobierno de Estados Unidos”.

El Espectador de agosto 4 de 2007 afirma: “Aunque la llamada Oficina de Envigado de Diego Fernando Murillo, alias Don Berna, supuestamente se desmontó desde el momento en que el jefe paramilitar se desmovilizó, en Medellín y su área metropolitana es un secreto a gritos que los famosos cobros por parte de esta organización persisten, que su estructura sigue intacta, pese a algunas capturas, y que el tráfico de drogas es el motor de su accionar terrorista. Además, que el silencio frente a sus actividades ilícitas es la constante si se quiere sobrevivir allí”.

Nancy Ester fue más contundente: “Aca esta la gente de la oficina de envigado apoderada de todo el oalya herrera o sea lo que maneja don berna y como estan con guerra con el tal macaco se cuidan mucho de hablar defrente a los empleados”.

Es un hecho cierto que “Don Berna” está en guerra con “Macaco” y que por eso los separaron un tiempo: uno fue mandado a la cárcel de Cómbita y otro a un barco de la Armada colombiana. Pero luego “Don Berna” fue, extrañamente, regresado a Itagüí.

Es también muy claro que los narcoparamilitares no están en un verdadero lugar de reclusión, pues viven con sus guardaespaldas dentro de la cárcel y salen a la calle sin ningún problema. Hace unos meses pillaron a Ernesto Báez en la calle Junín, centro de Medellín, en la oficina de Ernesto Garcés Soto -transportador y cafetero señalado por una fuente como no ajeno a los grupos paramilitares- cuando debería estar en la cárcel de La Ceja. Eso lo taparon inmediatamente por orden del alcalde Sergio Fajardo y sacaron la excusa que visitaba al doctor (sí, al doctor Garcés Soto).

¿Uribe tiene sus días contados?

Una de las fuentes internacionales, ampliamente conocedora del problema de las drogas, me dijo:

“Mientras George Bush sea presidente de los Estados Unidos, “Don Berna” y “Macaco” se quedarán en Colombia. Por razones geopolíticas, como combatir a las FARC, frenar a Chávez e impedir los cambios en Ecuador, Bolivia, Argentina y bloquear el Banco del Sur, Uribe es útil en el poder y no quieren incomodarlo. Pero cuando cambie el gobierno por los demócratas, su extradición será en cuestión de horas, y ese día el mundo sabrá quién es Uribe, porque estos delincuentes cantarán como ruiseñores".

– ¿Entonces usted cree que Uribe no los extradita por miedo a que hablen?, le pregunté.

“Es obvio que sí. Uribe se quedará en el poder por otro período. Lo hará por su seguridad y la de sus amigos. Pero el gobierno de los Estados Unidos sabe todo y más de lo que ustedes saben sobre el presidente Uribe; como sabía de Noriega, de Sadam Hussein y de Pinochet. Cuando no le sea útil al gobierno de los Estados Unidos, lo atacarán sin compasión. Uribe no es bien visto por los demócratas. Al Gore lo demostró muy claramente”.

– ¿Cree usted que Uribe pudo estar involucrado en la muerte de su amigo Pedro Juan Moreno Villa o que supo que iba a ocurrir?

“Eso no me corresponde a mí decirlo; eso le corresponde a las autoridades colombianas investigarlo. Pero por lo que he leído y podido indagar, la investigación fue poca cosa. Había un interés por salir rápido de ese asunto. No hubo ni siquiera un reporte de la “caja negra”. Los helicópteros como los aviones, también tienen “caja negra”. Ahora con lo de la chica asesinada todo esto suena bien extraño. Por salud mental sería bueno que el presidente Uribe diera la oportunidad a una comisión de investigación independiente”.

– ¿Pero, según usted, si extraditan a “Don Berna” se sabrá?

“Eso y mucho más. Pedro Juan Moreno Villa sabía mucho del pasado del presidente Uribe. Eran amigos. Trabajaron juntos en la Gobernación de Antioquia. Siendo el general Leonardo Gallego comandante antinarcóticos, le decomisó unos insumos para narcóticos a Moreno Villa, él tenía esa venganza contra el general. Cuando el general Gallego era Comandante de la Policía Metropolitana, el presidente Uribe se lo sirvió en bandeja de plata a Moreno Villa para que se vengara.”

– ¿Y cómo lo hizo?

“Dejó que Moreno Villa lo atacara para que lo destituyeran. Normalmente debieron promoverlo o trasladarlo. Pero no. Lo dejaron a merced de Moreno Villa y éste se vengó así. Moreno Villa se apartó del presidente Uribe y sacaba un periódico llamado “LA OTRA VERDAD” donde contaba muchas cosas que incomodaban a Uribe y los narcotraficantes. Cuando Pedro Juan Moreno Villa murió en el “accidente”, supuestamente no encontraban el helicóptero. Cuando lo hallaron, ya era que no encontraban el cuerpo. No dejaron investigar ni acercar a nadie.

– ¿Si después, fue una investigación amañada, que es lo que todo el mundo pensó, era porque a Pedro Juan Moreno Villa lo habían silenciado?

“Con esto de la chica, se confirma. Igual ocurrió con el comandante del Bloque Metro de las Autodefensas, alias “Doble Cero” o “Rodrigo Franco”. Que le pedía al presidente Uribe que le explicara por qué lo perseguía y permitía el ingreso de los narcos a los grupos paramilitares. Doble Cero estaba en acercamientos con la DEA, por eso lo mataron después de localizarlo triangulando un correo electrónico y una llamada que hizo. Todo lo hicieron desde “La Oficina de Envigado”. Uribe, Don Berna y los demás narcos tenían un arreglo de legalizarlos y ellos lo apoyaban en la campaña. Por eso el brinco de “Doble Cero” y por eso lo mataron. También, hubo una matanza de los lugartenientes de los narcos en La Ceja, porque éstos estaban esperando que los extraditaran para quedarse con el negocio.

– Eso es cierto. Refiriéndose a “Doble Cero”, un informe publicado por el Diario El Mundo de España, 31 de marzo de 2003, dice: “Para él, los llamados paramilitares se han convertido en los lacayos de los capos mafiosos y la guerra que libran ya no es para acabar con la guerrilla, sino para acumular dinero protegiendo los cultivos y los laboratorios de coca de sus nuevos amos”.

Ex agente de seguridad del estado

Y sobre la tecnología de la Oficina de Envigado y la vendetta, dice El Espectador de agosto 4 de 2007:

“El testigo le contó a este semanario que Rogelio (ex agente de los organismos de seguridad del estado, ahora jefe de la narcoparamilitarismo en Medellín) ha infiltrado tanto a los organismos de seguridad, que hasta tiene “una oficina técnica parecida a las del DAS para triangular llamadas”. Así ubicó en Copacabana (Antioquia) a Daniel, entonces su socio, y lo condujo a una finca de propiedad de la Oficina, ubicada en la vía a la antigua cárcel de La Catedral (célebre por ser el centro de reclusión que construyó Pablo Escobar), donde acabó con su vida”.

“Como en sus inicios en los años 80, cuando funcionó bajo la égida asesina de Pablo Escobar, esta organización ha mantenido su modus operandi y ha inspirado el mismo temor de antaño, con una salvedad: sus principales líderes se han renovado tras los asesinatos de sus antecesores, como suele suceder en el mundo de la mafia. (...) Murillo Bejarano continuaba manejando los hilos de esa tenebrosa estructura paramilitar. Esta denuncia está siendo investigada con minucia por la Fiscalía y la Policía. De comprobarse su participación en la muerte de Danielito y en casi una veintena de asesinatos más ocurridos en Medellín y su área metropolitana en lo corrido de este año, Don Berna podría perder los beneficios de la Ley de Justicia y Paz", afirma El Espectador del 4 de agosto.

- ¿Pero, según Usted, si extraditan a “Don Berna” y “Macaco”, todo esto se sabrá?

“Eso y mucho más. “Don Berna”, como están las cosas allá en Colombia y Medellín, es más poderoso que Pablo Escobar. “Macaco” le sigue en otras regiones. En Medellín no hay guerrilla y no pueden echarle el agua sucia a ella. Por eso se inventaron lo de las “bandas emergentes” que son los mismos paramilitares.

Mujeres asesinadas y enterradas en "La Catedral", antigua cárcel de lujo del Capo del Cartel de Medellín, Pablo Escobar

Bajo la fachada de un centro de oración funciona el más tenebroso cementerio clandestino de todo el mundo: “La Catedral”. En un cable de la AFP de julio 25 de 2007 se lee:

“BOGOTÁ (AFP) - La antigua cárcel de Envigado, de donde se fugó en 1992 el capo colombiano Pablo Escobar, fue entregada en comodato a la comunidad de monjes benedictinos que se proponen utilizarla como monasterio y centro de peregrinación, informaron este viernes autoridades locales. El sacerdote benedictino Gabriel de Jesús Jaramillo, solicitó se le cedieran los terrenos de la cárcel que fue abandonada y la cual en tiempos de Escobar fue bautizada irónicamente como 'La Catedral'.
Jaramillo dijo que su propósito es "cambiar el estigma que tiene Envigado como un centro del narcotráfico y la violencia y transformarla en centro de peregrinación y oración".
Funcionarios del municipio de Envigado dijeron que la cárcel será entregada a la comunidad de monjes, después que fracasaron varios proyectos para convertirla en centro de atracción turística y un parque natural.
El sacerdote Jaramillo señaló que en el lugar erigirá una capilla en honor de La Virgen Desatanudos, una invocación de María que surgió en Alemania y que es muy popular en otros países de América Latina, particularmente en Brasil”.

Otro Cable de la ACI dice:

“BOGOTÁ, 16 Jul. 07 / 04:23 am (ACI).- La antigua cárcel del municipio de Envigado, vecino de la ciudad colombiana de Medellín, de donde el narcotraficante colombiano Pablo Escobar fugó en 1992, se convertirá próximamente en un monasterio y centro de peregrinación benedictinos, informaron las autoridades locales”.

Dice el mensaje de Nancy Ester:

“Hace dos dias se llevaron los cuerpos de esas muchachas a enterrarlos a envigado en donde tienen su propio cementerio privado de la catedral. Eso alla es como campos de paz pero la gente cree que es para orar y no, alla los entierran. Ya estan matando los transportadores y porque no les venden los negocios. Y ese alacalde callado y haciendose el loco. Esto esta horrible.”

Varios reportes sobre Medellín indican que la situación está peor que grave. Los atracos callejeros, los asesinatos de ciudadanos inermes, violaciones, boleteo, etc., son parte de diario común de los ciudadanos. Ya en la fiscalía le proponen a la gente que no denuncie porque nada se puede hacer. Pero todo queda bajo un manto de silencio por orden del alcalde Sergio Fajardo. Pareciera que el alcalde de marras no mira su ciudad por estarse mirando al espejo y ha dejado su pueblo a merced de “La Oficina” de “Don Berna”.

Según fuentes consultadas, en la central mayorista de Itagüí-Medellín, existe un hombre a quien apodan “El Rey de la Cebolla de Rama”. Este hombre manda a asesinar a los campesinos que no le venden a él y se van a venderle a los almacenes Exito. Los incendios en las bodegas de estos almacenes, están ligados a este hombre como eslabón de “La Oficina”. Lo de los transportadores también fue confirmado. Incluso, piden que el gobierno central envíe un grupo de investigadores ajenos al alcalde Fajardo.

Los crímenes cometidos por los narcoparamilitares son crímenes de lesa humanidad que no tienen perdón ni olvido. Los relatos macabros son muchos. Como eso de quemar a sus víctimas en ladrilleras de Altavista y Guayabal en Medellín, descuartizamientos y entierros en “La Catedral”.

Sigue el informe de El Espectador de agosto 4:

“Así ubicó en Copacabana (Antioquia) a Daniel, entonces su socio, y lo condujo a una finca de propiedad de la Oficina, ubicada en la vía a la antigua cárcel de La Catedral (célebre por ser el centro de reclusión que construyó Pablo Escobar), donde acabó con su vida. Este lugar, ya identificado por las autoridades, es el centro de torturas de la organización. 'Allá hay un horno hechizo. Entonces, luego de que la persona es descuartizada, la meten en unas canecas de 50 galones donde caben dos personas, pero antes hacen un colchón con pedazos de llantas. Encima van los cuerpos picados y luego una capa de pegante bóxer. A eso le meten candela y dura ardiendo dos días, y no queda nada. Luego sacan las cenizas y las riegan carretera abajo', narró con extrema crudeza el testigo. 'Así mataron a Danielito'.”

Por las fechas de los hechos y el mensaje de Nancy Ester, el comodato es la fachada para ocultar los cuerpos enterrados de las cientos de víctimas que pueden estar allí.

Por eso, la situación personal en que se encontraba Nancy Ester le parecía insoportable:

"No resulta por alla trabajo? Yo estuve preguntando en otras partes pero ya uno tan vieja nada. Pero cualquier cosa es carino y me voy porque me voy. No aguanto esta tension se me esta cayendo hasta el pelo de los nervios. Yo no he dicho nada en la casa ni nada ni nadie sabe. Si puedo escribo manana.
Hasta luego.
Nancy".

– ¿Por qué no acudió a la policía?

“Una pregunta que me he hecho al respecto: ¿Y si la mujer hubiese acudido a la policía y fuera la misma policía la que la denunció ante “La Oficina”?

¿Fue éste su último mensaje y por eso la mataron? Porque ella dice que allá iban a “cobrar comisión” por “cruces” policías y militares. ¿Con la tecnología que manejan leyeron su mensaje?

¿No sería ese el motivo para que nadie investigara a fondo su asesinato y las mismas autoridades utilizaran su conocido “ajuste de cuentas”?

Según la redacción Judicial de El Espectador este segundo capo de la Oficina de Envigado “tiene en alerta a las autoridades por el alcance de sus tentáculos con miembros de la Policía y de la Fiscalía”.

Aparte que Rogelio es un hombre que conoce el mundo policial, en Medellín florecen los rumores que Rogelio tiene bajo suyo una cantidad de policías. Cuenta el ex miembro de la Oficina de Envigado:

“Cada patrullero se gana $2 millones al mes y éstos se la pasan haciendo requisas en cada esquina, pero no para proteger a la gente, sino a los ‘paras’”, pero agrega también que la misma fiscalía esta infiltrada por la organización mafiosa. Con razón que Nancy Zapata no se atrevía comunicarse con las autoridades de ninguna clase para denunciar la corrupción, robos y asesinatos.

Donde Uribe era alcalde

Medellín es la ciudad donde comenzó Álvaro Uribe Vélez en calidad de alcalde y posteriormente gobernador su política de la “Seguridad Democrática”. Lo que existe hoy, diciembre 2007, es una ciudad en donde reina el terror y temor como consecuencia que ahí se ha construido una estructura de estado mafioso.

Suena también como ironía de la vida, que entre la misma mafia se asesinan y se chantajea con el pasado como arma. En estos días se reveló otra vez que el helicóptero del padre de Álvaro Uribe, que fue decomisado en el gigante complejo cocalero llamado Tranquilandia, manejado por el capo e integrante del Cartel de Medellín Rodríguez Gacha, alias ‘El Mejicano’, no tenía los papeles de traspaso de dueño, como el actual presidente de la República ha sostenido. Ahora el “cambio de dueño” se ha reducido a un simple y pagado aviso en la revista Cromos del 1984.

El entonces ministro de Justicia, Rodrigo Lara, se expresó con preocupación por el decomiso de este famoso helicóptero con las palabras de que ese helicóptero sería su muerte, lo cual se confirmó poco tiempo después cuando el ministro fue acribillado con sus tres escoltas.

Del aeropuerto Olaya Herrera también partió en un helicóptero el ex-amigo de Álvaro Uribe, Pedro Juan Moreno Villa, que después se accidentó. Las investigaciones por este accidente tampoco se hicieron en profundidad.

Nancy Zapata, una humilde y creyente mujer fue asesinada y parece que sentía que la muerte ya estaba cerca. Quizás detrás de una exhaustiva investigación de su muerte se podría encontrar las respuestas de muchos más casos no esclarecidos alrededor de Álvaro Uribe.

______

*Periodista Sueco corresponsal para Latinoamérica.

http://colombia.indymedia.org/news/2007/12/76945.php